Monday, August 18, 2008

Hasta la lógica del poder, obliga a pactar

En este domingo con sol pero sin esperanza quisiera analizar la necesidad de algún tipo de pacto desde la cruda lógica del poder, que al parecer, es la sabia que circula por las venas de las elites políticas en conflicto latente en la actualidad, es el lenguaje del poder el que mejor entienden nuestros políticos. Usare ciertas ideas del realismo político, marco teórico utilizado en el análisis de las relaciones internacionales, para mostrar que inclusive si el objetivo ultimo es la acumulación y mantención del poder, un acuerdo hace parte de la racionalidad política, si de lo que se trata en sobrevivir en este valle de lágrimas en que han convertido Bolivia. El centro de teoría mencionada anteriormente y conocida también como realpolitik es que los actores sociales (Estados y las personas) sólo buscan la acumulación, reproducción y uso del poder, sólo así se sobrevive en la selva que es la sociedad y/o el sistema internacional, que es anárquico por definición porque no existen ninguna fuerza superior que pueda ordenar los Estados miembros. Para los seguidores del realismo, el tema del poder esta separado del mundo de la moralidad, ideología y otros aspectos sociales de la vida. Así que, todo vale, para defender los intereses.

En este marco, poder es la habilidad de influir y controlar al otro actor. El poder puede tener un origen tangible e intangible. En el primer caso, se esta pensando en la administración de recursos económicos y financieros, tamaño de población o territorio y fuerza militar. El segundo tiene que ver un aspecto más simbólico, tipo de liderazgo . legitimidad, fuerza social y poder de las ideas. Bajo este marco de referencia, el control hegemónico solo es posible mediante el uso del poder, en su versión suave (soft power) o dura (hard power). En el caso de que existen varios actores que disputan el espacio político, el equilibrio en este tipo de sistema se produce solamente si hay contra poderes equivalentes en tamaño y recursos. Para el realismo político, para sobrevivir en este tipo de contexto, donde el hombre es el lobo del hombre, hay que hacer un pacto de sobrevivencia, y este es posible a través del balance del poder. Los polos del poder enfrentados pueden y deben realizar alianzas con actores más débiles. Esta teoría política tiene dos supuestos importantes. 1) El actor político es racional, sabe identificar sus intereses y conseguí priorizarlos en la búsqueda de poder. 2) La racionalidad del actor significa que es capaz de realizar un análisis de costo-beneficio. Dado que no lo puedo vencer al otro, cuanto pierdo o gano en un pacto o fuera de él.

Debo confesar que no suscribo plenamente el pensamiento realista, pero mi idea es que, inclusive en la lógica de quien solo busca el poder, como un mecanismo de imponer proyectos, cuando tiene en su frente un polo contrario, equivalente en fuerza, por su sobrevivencia debe pactar. Por la vía del realismo político o la apelación de la vida y la paz, nuestros lideres políticos deben hacer su trabajo que es la construcción de consensos, cabe recodar que son los generales los más capacitados para la guerra.

3 comments:

vlad_77 said...

Es como una posible guerra nuclear, donde ambos bandos estan bien armados y en un enfrentamiento real el ganador no tendria mucho que tomar como premio, porque el pais quedaria muy arruinado, la logica del poder obliga a pactar pero siempre y cuando se quiera tomar el poder sobre el pais completo, pero si uno o los dos bandos manejan la idea de tomar el poder solo en su region pues esta bien lo que hacen, buscar el enfrentamiento generar cada ves mas y mas resentimiento y odio hasta lograr dividir el pais.
El gobierno y la oposicion tienen que darse cuenta que estan haciendo, o sincerarse y decir realmente que quieren hacer, quieren un solo pais o lo quieren dividir.
Bolivia deberia estar gobernada por bolivianos, creo que nunca ha pasado eso.

Anonymous said...

Hoy mi comentario esta lejos de toda teoria, de todo libro que algun lector de este blog haya leído. Escribiré con el corazón, más que con el cerebro. Mi fuente de información es la experiencia de vida en Bolivia.

Basado en ella puedo comenzar diciendo que lamentablemente el supuesto de que los hombres bolivianos son racionales parece estar lejos de cualquier realidad. Más de 60% de nuestra población es pobre y su forma de pensamiento no es precisamente lógica. NO quiero parecer racista (no lo soy), pero el pensamiento aymara dificilmente llega a conclusiones. Hablan y hablan en sus asambleas pero dificilmente concluyen, muy diferente del pensamiento straight-to-the-point al que estamos acostumbrados.

Ante este problema cuál es la solución? Educación ....

Mauricio Ríos García said...

Cómo estas Gonzalo...

Te dejo un link que te llava a leer algo que escribí a propósito de consensos:

http://www.riosgarcia.blogspot.com

Saludos!

DE NINIS, NINININOS Y NINANINAS

Los pitucos de la cooperación internacional están llenos de acrónimos en sus informes que suenan a remedios contra la caspa o idiomas galác...