Saturday, July 11, 2009

10 magníficos de la producción

La creación de empleo debe ser un imperativo ético. Esta debería ser la nueva obsesión nacional. Es justo reconocer que muchas empresas, pequeñas y grandes, ya están en la línea de trabajo. Sólo que no se los visibiliza, muchas veces su esfuerzo productivo es anónimo. Para revertir, parcialmente, esta situación la Escuela de la Producción y la Competitividad/Maestrías para el Desarrollo de la Universidad Católica Boliviana ha publicado un libro sobre “Estudios de Caso sobre Emprendimientos Productivos Exitosos en Bolivia” bajo la coordinación del profesor Gover Barja, con el apoyo de Bolivia Competitiva en Comercio y Negocios (BCCN), un proyecto de USAID. El libro presenta a 10 magníficos de la producción que contribuyen significativamente a la generación de empleo. A continuación se los presentamos.

“COPROCA”, formada en base a una asociación de criadores de camélidos y que ha realizado esfuerzos para desarrollar y consolidar una empresa de hilos y posteriormente tejidos de alpaca y ahora de fibra de llama para exportación, con diseño propio; “Textiles Copacabana”, dedicada a producir telas para el mercado interno, en base a diseños propios y mezclas de fibras de acrílico, oveja y alpaca; “Rey Wear”, inicialmente dedicada a producir textiles de alpaca para exportación en base al trabajo de mujeres tejedoras y diseños propios, y que incursionó posteriormente en los tejidos de algodón; “Mitsuba”, empresa de textiles de algodón dirigida a la exportación de prendas de pedido especial, principalmente al mercado norteamericano; “Flor de Leche”, productora de quesos gourmet a partir de una sociedad formada por un boliviano y un europeo y que se dirige tanto al mercado nacional como a la exportación; “Fibra Espuma”, dedicada al rubro de muebles de cocina y baño en base a fibra de vidrio y diseños propios dirigidos al mercado interno y externo; “Carlos Caballero”, del sector de metalmecánica y dirigida por un ciudadano argentino que encontró en Bolivia un mercado doméstico no explotado para productos en base a acero fundido de alta calidad; “Muebles Fátima”, productora de muebles en madera de alta calidad para exportación en base a diseños propios y pedidos especiales; “Tortas Dolly”, emprendimiento que ha evolucionado en el ámbito poco tradicional de los alimentos; y finalmente “ACMEA”, una asociación de productores en madera que utilizan a su organización para abrir oportunidades de desarrollo de sus miembros microproductores. Todas estas empresas empresa han recibido algún tipo de apoyo técnico de BCCN y constituyen la vanguardia de la revolución productiva. Han innovado y mejorado sus procesos productivos en diferentes ámbitos, pero sobre todo son la prueba que el Bolivia late una energía emprendedora y productiva que genera esperanza.

No comments:

Premio Nobel para el lado psicológico de la economía

Un viejo y pretencioso chiste entre los economistas pregunta: ¿Por qué sólo existe premio Nobel de economía?  ¿Por qué no hay este galardón ...